RevistaSusana.com
 Último momento

 

Leer en

Lunes 30 de enero de 2017

hombre del mes

Maluma, el chico malo del pop

Es el nuevo rey de la música latina. En muy poco tiempo, sus canciones se volvieron las más escuchadas y sus videos los más vistos. Tiene millones de seguidores en las redes sociales y las chicas se rinden a sus pies. Letras polémicas, mucho sex appeal y duetos con artistas megafamosos son las claves de su éxito

 
 

 

¿Quién es Maluma? seguramente muchas se harán esta pregunta. Y es normal, porque la fama de este joven cantante colombiano, de 22 años, explotó hace poco tiempo, pero con tanta intensidad que ya grabó temas y videoclips con figuras como Ricky Martin y Shakira y lidera la lista española de Hot Latin Songs del Reino Unido. Agotó todas las entradas en su gira por Latinoamérica, es más convocante que Daddy Yankee y en 2016 se consolidó como uno de los artistas de habla hispana más escuchados.

Nacido en Medellín, Colombia, Juan Luis Londoño Arias comenzó su carrera desde muy pequeño, cantando como aficionado frente a sus compañeros de clase y en reuniones de amigos y familia. Hasta que a uno de sus tíos se le ocurrió llevarlo a un estudio de grabación y fue amor a primera vista. En ese momento, se tuvo que enfrentar a una decisión difícil: llevaba 8 años jugando al fútbol, su deporte preferido. Pero la música pudo más y en 2010, con 16 años, comenzó a recibir instrucción vocal mientras cursaba el último año del bachillerato. En 2012 se lanzó al estrellato con su primer disco, Magia. Eligió Maluma como nombre artístico por las dos primeras letras del nombre de su madre Marlli, de su padre Luis y de su hermana Manuela. “A ellos les debo todo”, confesó.

 

Aunque su belleza no es la convencional, su mezcla de galantería moderna y hiphopera lo convirtió en una bomba en el escenario, que levanta suspiros en toda la platea femenina. Las chicas de 20 mueren por él. Tiene más de 40 millones de seguidores en sus redes sociales y se convirtió en un it boy con las Instagram Stories: cada paso que da lo publica en su cuenta. Con su segundo disco, Pretty Boy, Dirty Boy (2015), Maluma se ganó el apodo de chico malo y se garantizó su lugar en los boliches con canciones como El Perdedor y Sin Contrato, y recolectó varias convocatorias para participar como invitado en las grabaciones de otros artistas consagrados. Desde la mexicana Thalía, que volvió a las pistas con el tema Desde esa noche, a Carlos Vives, que lo invitó para remixar su hit La Bicicleta junto a Shakira. Y la lista sigue… con Sin Bandera, Piso 21 y Luny Tunes. Sus canciones van por una misma línea: la música hispana urbana, una adaptación del urban estadounidense con el touch latino. Sus letras hablan de amor, de desamor, de despecho y de sexo. “Todos somos duales, todos somos buenos y malos, y eso quiero demostrar en mis letras”, aclara el colombiano.

Cuando era un adolescente, sus compañeros de la escuela le pedían que escribiera las cartas para sus novias, porque era un verdadero artista con su pluma y ya conquistaba corazones. Si bien ese rasgo lo desarrolló también en la música, el cantante es muy cuidadoso de su intimidad: se sabe poco y nada de los romances que tuvo y tampoco se le conocen novias famosas. Tras el video que filmó junto a Ricky Martin, algunas versiones comenzaron a especular sobre su posible bisexualidad; él nunca se ocupó de confirmarlo ni desmentirlo, lo que aumentó más el misterio.

 

Pero no todo en su vida es una fiesta. Hace muy poco tiempo cayó en uno de los lugares más cuestionados de este género musical: la misoginia. Con su canción “4 babys”, que hace referencia a cuatro mujeres que tienen un affaire sexual con él y cuyo video ya superó las 200 millones de vistas, se abrió el debate. Allí aparecen otros raperos invitados y chicas en un rol super hot. “Estoy enamorado de cuatro babys. Siempre me dan lo que quiero. Chingan cuando yo les digo. Ninguna me pone pero”, y eso es solo un poco, porque la canción va subiendo de tono. “Es toda una apología de violencia hacia las mujeres que las describe como meros cuerpos intercambiables y disponibles al servicio del deseo sexual de los varones”, afirma el texto que se difundió a través de una campaña de change.org, que ya tiene más de 80.000 firmas para dar de baja el video. Pero la controversia no detuvo su éxito, y aunque una parte del público femenino se sintió agredido por la canción, Maluma será quien abra el Festival de Viña del Mar 2017 y protagonizará una gira de catorce fechas por Estados Unidos durante marzo. “Por una cosa o por otra siempre te van a juzgar, solo haz lo que te salga del corazón, lo que te haga feliz. Si hablaron de Jesucristo, ¿por qué te sorprendes cuando hablan de ti?”, fue lo único que respondió a través de su cuenta de Instagram. Luego de cantar el tema en el recital que dio en Mendoza en el marco del #MalumaWorldTour, el artista dijo: “En mi música no mandan las radios, no mando yo. En mi música manda el público, carajo. Si ustedes quieren que yo cante esta canción, yo la voy a seguir cantando por el resto de mi vida”. Y comenzó a cantar “4 babys” a capela, con el público enardecido. Está muy seguro de lo que hace: sus millones de seguidores, los estadios agotados y su carrera en ascenso lo avalan..

Más notas de Hombre del mes